Posiciones perfectas para una sesión larga de sexo

Distintas investigaciones indican que el cansancio y el estrés son los principales elementos que afectan el deseo sexual masculino. Para extender el placer y si quieres una noche completa de pasión, estas pueden ser algunas posturas sexuales y sus diferentes técnicas con las que no te despegarás de tu pareja toda la noche.

El noqueador

Recuéstense de lado viéndose de frente. Enreda tu pierna y brazo de arriba alrededor de tu pareja y mécete de atrás para adelante. Esto hace que la estimulación sea menos intensa para ellos, y como plus, tú tendrás el control del ritmo. Él podrá jugar con tus senos o estimularte con tu vibrador favorito.

 

Misionero imposible

Si amas esta clásica posición, es la indicada para ti. Sólo necesitan usar un condón un poco más grueso y que las penetraciones sean en un ritmo más despacio. Si aun así tu chico termina demasiado rápido, prueba con un condón que tenga lubricante adormecedor.

El monitor de pelotas

Arrodíllate dándole la espalda. Roza como tú quieras y cuando parezca que él va a llegar al orgasmo, toma sus testículos apretando de manera gentil. Repite esta técnica hasta que ya no puedas más.

 

 

Las cucharas medidoras

Tú eres la cuchara de adentro y él la de afuera. Abre tus piernas y enreda tu pierna de arriba hacia atrás de las piernas de tu galán para acercarlo. El movimiento le dice al cerebro masculino que debe tener un orgasmo. Prueba un ritmo de 8 penetraciones ligeras y una profunda.

Doggy interrumpido

Cambiar de posiciones funciona como un botón de reset. Una buena forma para hacer la transición sin que se interrumpa la pasión es haciendo pausas cuando sienta que ya va a llegar al orgasmo. Ponte en posición de doggy style y dile que cuando sienta llegar al orgasmo, se siente sobre sus talones hasta que se recupere.

Compruebe también

«Mentalidad abierta y destreza sexual»: llegan los escort feministas

Desde las hetairas griegas a las geishas japonesas, la prostitución es tan antigua como el mundo y …