El régimen a través del chantaje y soborno intenta quebrar a la oposición

El presidente de la Asamblea Nacional (AN) y mandatario interino, Juan Guaidó, denunció este miércoles 26 de agosto que ciertos liderazgos dentro del sector opositor son víctimas de chantajes y otros mecanismos corruptores del chavismo.

La estrategia del chavismo estaría enfocada en impulsar la participación de ciertos sectores de oposición en las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre, calificadas por la oposición como «fraude electoral».

“Advertimos que la dictadura pretende chantajear y utilizar sus mecanismos de corrupción y soborno en contra de algunos liderazgos de las fuerzas democráticas para que se unan al fraude y colaboren con las intenciones del régimen de acabar con la Asamblea Nacional”, aseguró el líder opositor en su cuenta de Twitter.

Denuncias de este tipo no son nuevas. A finales de 2019 se presentó una situación similar y la oposición denominó las tácticas del régimen como “la operación alacrán”.

Pocas semanas después de estos señalamientos, un grupo de diputados de partidos opositores retiraron su apoyo a Juan Guaidó y promovieron una rebelión dentro del Parlamento, que concluyó en la autojuramentación de una junta directiva encabezada por los denominados ‘Diputados CLAP’, el pasado 5 de enero.

En otra publicación, Guaidó insistió en su denuncia y planteó la hipótesis de que la decisión del Consejo Nacional Electoral (CNE) de extender los plazos para recibir postulaciones de partidos que participarán en las parlamentarias, se debe a que intentan comprar voluntades en el seno opositor.

“La dictadura vuelve a aplazar las inscripciones de su farsa porque sus alacranes no se terminan de poner de acuerdo. Continúan la purga interna y tratan de seguir sobornando y extorsionando dirigentes”, sostuvo.

Notiespartano/ElImpulso

Compruebe también

«Los responsables deben dar la cara» exige el Copei legitimo

No hay justificación alguna para haber condenado a Mérida a tanto sacrificio