Regulador europeo dice que vacuna de Pfizer debería ser considerada caso a caso en embarazadas

ÁMSTERDAM, 21 dic (Reuters) – El regulador europeo de medicamentos dijo el lunes que el uso en embarazadas de la vacuna contra el COVID-19 desarrollada conjuntamente por la empresa estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech debe ser considerado caso a caso.

La Agencia Europea de Medicamentos (EMA) no tiene suficientes datos de los ensayos clínicos efectuados por las compañías sobre los riesgos potenciales para las embarazadas, dijo Harald Enzmann, presidente del Comité de Medicamentos Humanos de la EMA, en una sesión informativa.

La agencia podría cambiar su recomendación si hay más información disponible, dijo sin revelar las circunstancias bajo las cuales la vacuna podría considerarse apropiada para las mujeres encinta.

Enzmann también sostuvo que instará a tener precaución al usar la vacuna en personas con antecedentes conocidos de reacción anafiláctica tras varios casos de reacciones alérgicas a la vacuna en Estados Unidos y Reino Unido.

Sus comentarios siguieron a la aprobación del regulador para el uso de la vacuna COVID-19 en personas mayores de 16 años, lo que puso a Europa en camino para comenzar las inoculaciones en una semana.

Enzmann defendió la independencia de la EMA en el proceso de aprobación, pese a las insinuaciones en algunos sectores de que podría haber habido presión política para acelerar el proceso en la Unión Europea después de que Reino Unido comenzó ya a vacunar.

«La atención se centró exclusivamente en la ciencia», dijo, agregando que la cantidad de estados miembros involucrados implica que no podría haber «blanqueo político o adaptación».

(Reporte de Bart Meijer en Ámsterdam, Keith Weir en Lodres y Patricia Weiss en Fráncfort; escrito por Josephine Mason; editado en español por Carlos Serrano)

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEGBK185-BASEIMAGE

Compruebe también

G7 donará 1.000 millones de vacunas contra el COVID-19 a países pobres

G7 donará 1.000 millones de dosis de la vacuna contra el COVID-19 a los países más pobres durante su cumbre que inicia el viernes