Desafiando al Congreso, Trump veta proyecto de ley de defensa y amenaza con cerrar gobierno

Por Andy Sullivan y Steve Holland

WASHINGTON, 23 dic (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, vetó el miércoles un proyecto de ley de defensa bipartidista y planteó la posibilidad de que su país pueda enfrentar un cierre del gobierno en medio de una pandemia, provocando una nueva tormenta política en Washington.

Molesto con sus correliginarios republicanos en el Congreso, Trump trató de remodelar dos leyes complejas que fueron aprobadas por amplios márgenes bipartidistas después de meses de negociaciones.

Trump cumplió con la amenaza de vetar el proyecto de ley de defensa y exigió cambios drásticos en un paquete de 2,3 billones de dólares que financia al gobierno federal y proporciona casi 900.000 millones de dólares en ayuda por el coronavirus.

Si Trump bloquea el paquete de gastos, gran parte del gobierno de Estados Unidos comenzará a cerrar la próxima semana por falta de fondos, en un momento en que el Gobierno distribuye dos vacunas contra el coronavirus y trabaja para responder a un ataque masivo de piratería.

A menos de un mes de que deje el cargo, Trump está enojado porque algunos republicanos reconocieron su derrota ante el demócrata Joe Biden en las elecciones del 3 de noviembre. Biden prestará juramento como presidente el 20 de enero.

Trump dijo que vetó el proyecto de ley de política de defensa, que se ha aprobado todos los años desde 1961, porque se opone a las protecciones de responsabilidad para las empresas de redes sociales no relacionadas con la seguridad nacional y porque no quería cambiar el nombre de las bases militares que actualmente reconocen a generales que lucharon por mantener la esclavitud durante la Guerra Civil.

Demócratas y republicanos se opusieron al veto de Trump a la llamada Ley de Autorización de Defensa Nacional.

«Espero anular el intento infructuoso y ridículo del presidente de socavar nuestra seguridad nacional», dijo el senador demócrata Mark Warner en un comunicado.

El senador republicano Jim Inhofe también criticó el veto presidencial.

«La NDAA se ha convertido en ley todos los años durante 59 años consecutivos porque es absolutamente vital para nuestra seguridad nacional y nuestras tropas», dijo Inhofe. «Este año no debe ser una excepción».

SORPRESA EN ALIADOS DE TRUMP

En un video publicado en las redes sociales el martes por la noche, Trump sorprendió a algunos de sus funcionarios más cercanos al exigir a los legisladores que cambien la parte de la ayuda para el coronavirus del proyecto de ley de gastos para incluir pagos de 2.000 dólares a cada estadounidense, más del triple de los 600 dólares por persona proporcionados.

Una fuente familiarizada con la situación dijo que asesores pensaron que habían convencido la semana pasada a Trump de no exigir los 2.000 dólares. El video sorprendió incluso al secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, quien participó en las conversaciones y respaldó la cifra de 600 dólares.

Los miembros del Congreso habían estado discutiendo la cifra de 600 dólares durante casi una semana antes de aprobarla en una votación el lunes por la noche.

Trump no dijo explícitamente que vetaría el proyecto de ley, aparentemente con la esperanza de que el Congreso modificara un paquete que tardó meses en negociarse. La Casa Blanca había dicho el domingo que Trump lo convertiría en ley.

Debido a que este Congreso debe ser reemplazado por un nuevo Congreso el 3 de enero, el proyecto de ley será vetado automáticamente después de 10 días si Trump no toma ninguna medida.

Trump provocó un cierre del gobierno récord de 35 días hace dos años cuando rechazó un proyecto de ley de gastos federales por lo que dijo que eran fondos insuficientes para construir un muro fronterizo entre Estados Unidos y México.

La presidenta de la Cámara de Representantes de Estados Unidos, Nancy Pelosi, dijo el miércoles que la Cámara regresaría el 28 de diciembre para votar si anula el veto de Trump. Ese es el mismo día en que expira la financiación del gobierno.

Algunos demócratas del Congreso, que habían visto el paquete de ayuda como una respuesta demasiado pequeña a una crisis que ha causado la muerte de más de 320.000 estadounidenses y ha dejado sin trabajo a millones de personas, acogieron con agrado el llamado de Trump de pagos mayores.

Pelosi dijo que la Cámara podría votar el aumento de los pagos el jueves si el líder republicano Kevin McCarthy está de acuerdo.

Las oficinas de McConnell y McCarthy no respondieron de inmediato a una solicitud de comentarios.

(Editado en español por Rodrigo Charme)

tagreuters.com2020binary_LYNXMPEGBM12N-BASEIMAGE

Compruebe también

Peligro «real» de guerra a gran escala en Ucrania ve líder prorruso de Donetsk

Peligro "real" de guerra consideró este domingo Denís Pushilin, líder de la autoproclamada república popular prorrusa de Donetsk