Japón descargará en el mar aguas contaminadas de Fukushima después de tratamiento

Por Yuka Obayashi y Aaron Sheldrick

TOKIO, 13 abr (Reuters) – Japón liberará al mar más de 1 millón de toneladas de agua contaminada del desastre nuclear de Fukushima, dijo el martes el Gobierno, una decisión que China calificó de «extremadamente irresponsable», en tanto que Corea del Sur citó al embajador nipón para presentar una protesta.

La primera descarga de agua se llevará a cabo en cerca de dos años para dar tiempo al operador de la planta, Tokyo Electric Power (Tepco), para que empiece a filtrar el líquido a fin de remover los letales isótopos, desarrollar la infraestructura y adquirir la aprobación de reguladores.

Japón ha argumentado que la liberación del agua es necesaria para seguir adelante con la compleja desactivación de la planta luego de que se fuera destruida por un terremoto y un tsunami en 2011. Afirma que estas descargas se realizan rutinariamente en plantas nucleares de todo el mundo.

Casi 1,3 millones de toneladas de agua contaminada, suficientes para llenar 500 piscinas olímpicas, son almacenadas en enormes tanques en la planta con un costo cercano a 100.000 millones de yenes (912,66 millones de dólares) anuales, y el espacio escasea.

«Descargar (…) el agua tratada es una tarea inevitable para desactivar la planta nuclear de Fukushima Dai-ichi y reconstruir el área de Fukushima», dijo el primer ministro Yoshihide Suga respecto a un proceso que tomará décadas en completarse.

La decisión se produce cuando faltan tres meses para que se celebren los Juegos Olímpicos de Tokio y algunos eventos se realizarán a una distancia tan cercana de hasta 35 kilómetros del complejo devastado.

En 2013, el exprimer ministro Shinzo Abe prometió cuando hizo la propuesta de su Gobierno para organizar los Juegos del 2020 que Fukushima «nunca representará ningún daño para Tokio».

Tepco planea filtrar el agua contaminada para eliminar isótopos, dejando solo tritio, una sustancia radiactiva de hidrógeno difícil de separar del agua. Luego, la empresa diluirá el agua hasta que los niveles de tritio caigan por debajo de los límites reglamentarios, antes de bombearla al océano.

El tritio se considera relativamente inofensivo porque no emite suficiente energía para penetrar la piel humana. Otras plantas nucleares en el mundo descargan de forma rutinaria agua con niveles bajos del isótopo al océano.

Sin embargo, los vecinos de Japón reaccionaron enérgicamente, y tanto China como Corea del Sur pidieron más consultas sobre el plan.

«Esta acción es extremadamente irresponsable y dañará gravemente la salud y la seguridad pública internacional, e intereses vitales de las personas en los países vecinos», dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores de China en un comunicado en su sitio web.

El Gobierno de Corea del Sur convocó al embajador de Japón en Seúl para protestar por la medida.

(Reportes de Yuka Obayashi, Yoshifumi Takemoto y Aaron Sheldrick; reportes adicionales de Sakura Murakami en Tokio, Hyonhee Shin en Seúl, Yi-Mou Lee en Taipei y Andrew Galbraith en Shanghái. Editado en español por Marion Giraldo)

tagreuters.com2021binary_LYNXMPEH3C12K-BASEIMAGE

Compruebe también

¿Sin mascarilla? Algunos se muestran escépticos a nuevas pautas en EEUU, otros dicen que ya era hora

Por Tim Reid, Brad Brooks y Maria Caspani WASHINGTON/LUBBOCK (Reuters) – La nueva directriz del …