Israel y Hamás acuerdan tregua en Gaza para terminar con 11 días de conflicto

Por Nidal al-Mughrabi y Jeffrey Heller

GAZA/JERUSALÉN (Reuters) – Israel y Hamás cesarán el fuego a lo largo de la frontera de la Franja de Gaza a partir del viernes, según la facción islamista palestina y la cadena de televisión estatal de Egipto, lo que supondría un frágil alto en los combates más intensos en años.

La oficina del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo que su gabinete de seguridad había votado unánimemente en favor de una tregua «mutua e incondicional» en Gaza propuesta por Egipto, pero agregó que la hora de implementación aún no se había acordado.

Hamás y Egipto dijeron que la tregua comenzaría a las 2 de la madrugada (2300 GMT del jueves), terminando con 11 días de hostilidades.

A los pocos minutos de los anuncios, las partes volvieron a intercambiar ataques. Las sirenas advirtieron sobre la llegada de cohetes en las comunidades fronterizas israelíes y un reportero de Reuters escuchó un ataque aéreo en Gaza. No hubo noticias inmediatas de víctimas.

En medio de la creciente alarma mundial por el derramamiento de sangre, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, instó el miércoles a Netanyahu a buscar una desescalada, mientras Egipto, Qatar y Naciones Unidas solicitaron mediar.

Hamás dijo que el alto el fuego sería «mutuo y simultáneo».

«La resistencia palestina acatará este acuerdo siempre que la Ocupación (Israel) haga lo mismo», dijo a Reuters Taher Al-Nono, asesor de medios del jefe de Hamás, Ismail Haniyeh.

El presidente egipcio, Abdel Fattah al-Sisi, había ordenado a dos delegaciones de seguridad en Israel y los territorios palestinos que trabajaran para mantener el alto el fuego, informó la televisión estatal egipcia.

En un discurso televisado, Abu Ubaida, portavoz del brazo armado de Hamás, dijo que «con la ayuda de Dios, pudimos humillar al enemigo, su frágil entidad y su salvaje ejército». Amenazó con el lanzamiento de cohetes que llegarían a todo Israel si violaba la tregua o golpeaba Gaza antes de la hora de implementación.

Los ataques con cohetes por parte de Hamás y su aliado, la Yihad Islámica, se habían reanudado tras una pausa de ocho horas el jueves, mientras Israel continuaba con los bombardeos que, según dijo, pretendían destruir las capacidades militares de las facciones y disuadirlas de futuros enfrentamientos.

El ministro de Defensa israelí, Benny Gantz, dijo en Twitter que la ofensiva en Gaza había producido «avances militares sin precedentes».

Desde que comenzaron los combates el 10 de mayo, funcionarios de salud de Gaza afirman que 232 palestinos, entre ellos 65 niños, han muerto y más de 1.900 han resultado heridos en los bombardeos aéreos. Israel afirma que ha matado al menos a 160 combatientes en Gaza.

Las autoridades cifran en 12 el número de muertos en Israel, donde cientos de personas han sido atendidas por heridas tras ataques con cohetes que han provocado el pánico y han hecho que la gente corra a los refugios.

El jueves, Biden habló sobre Gaza con Sisi y la Casa Blanca dijo que los informes sobre los avances hacia un alto el fuego eran «alentadores». La ONU dijo que su enviado para Oriente Medio, Tor Wennesland, se encontraba en Qatar el jueves como parte de los esfuerzos de lograr la tregua.

(Reporte de Nidal al-Mughrabi en Gaza, Rami Ayyub en Tel Aviv y Andrea Shalal en el Air Force One; Reporte adicional de Jeffrey Heller y Ari Rabinovitch en Jerusalén y Aidan Lewis en El Cairo; Editado en español por Javier López de Lérida)

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH4J0YZ-BASEIMAGE

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH4J0Z0-BASEIMAGE

tagreuters.com2021binary_LYNXNPEH4J0Z1-BASEIMAGE

Compruebe también

Ómicron representa «un riesgo muy alto» para el mundo advierte OMS

Ómicron es más resistentes a la inmunización y más contagiosas, el riesgo de que la variante se transmita en todo el mundo es "alto"